miércoles. 17.08.2022
Tecnología

La Universidad crea una aceleradora para nutrir con nuevos proyectos el polo aeroespacial

De la mano del ICE, seleccionará en cada convocatoria anual 15 iniciativas que tendrán el respaldo de profesores y expertos del sector
La institución académica cederá a la aceleradora diversas instalaciones, la mayoría de ellas, ubicadas en el Módulo de Investigación Cibernética.

León lleva años peleando por hacerse un hueco en el puntero sector aeroespacial. Un polo al que ha contribuido de manera esencial la escuela de Ingenierías Industrial, Informática y Aeroespacial, alrededor de la cual han ido surgiendo iniciativas y colaboraciones tanto con el sector civil como con el militar. Ahora, el próximo paso será la puesta en marcha «en unos meses» de una aceleradora internacional de proyectos que la institución académica impulsará de la mano del Instituto para la Competitividad Empresarial de Castilla y León (ICE) a fin de respaldar proyectos vinculados al sector aeronáutico.

El objetivo del acuerdo entre la Universidad y el ICE es «la promoción del emprendimiento en materia aeroespacial a través del apoyo a la atracción de talento, generación de ideas de negocio y la aceleración de proyectos emprendedores con impacto en el sector aeroespacial con mayor potencial de crecimiento».

Tanto el rector de la ULE, Juan Francisco García Marín, como la vicerrectora de Relaciones Institucionales y con la Sociedad, María Dolores Alonso-Cortés Fradejas, destacan que uno de los puntos fundamentales de la aceleradora será «ayudar a los alumnos egresados de la escuela, para apoyarles en el emprendimiento, además de reforzar el papel de León en el polo aeroespacial». Inciden, además, en que la idea es «atraer tejido industrial para León, con emprendedores de fuera también», en relación a que aunque se intentará «motivar» a los alumnos leoneses para que concurran, «todos los que se presenten a las convocatorias lo harán en igualdad de condiciones».

Jóvenes y cualificados

«Sería algo muy positivo, porque atraería a León gente joven y muy cualificada», añade el rector Juan Francisco García Marín, quien defiende a León como el emplazamiento adecuado para este proyecto impulsado desde la Junta, ya que no existe en toda la comunidad autónoma otra escuela que imparta la titulación de Ingeniería Aeronáutica, además de un doctorado y contar con uno de los grupos de investigación más punteros a nivel internacional —muy vinculado con la Agencia Espacial Europea—, Tecnología Aeroespacial, liderado por el reconocido Jesús Gonzalo de Grado.

En Europa

El ICE podrá concurrir, a través de la aceleradora, a los proyectos lanzados desde la ESA

Las oficinas de esta aceleradora se instalarán en el vivero de empresas que la Universidad de León ha puesto en marcha en la antigua escuela de Minas, en la zona de La Corredera. Sin embargo, la institución académica cederá algunos de sus espacios más punteros para que los emprendedores puedan recurrir a ellos para desarrollar o testar sus ideas. «La idea es unificar después todo en el Campus de Vegazana», señala la vicerrectora, en relación a que tanto las infraestructuras para la experimentación como las oficinas estén en un espacio próximo.

«En unos meses»

Las oficinas estarán en el vivero de empresas, en La Corredera, y se cederán instalaciones del campus

El acuerdo entre la Universidad de León y el ICE acaba de ser firmado por ambas partes y tiene una vigencia de cuatro años. Las convocatorias de la aceleradora serán anuales y en cada una de ellas se seleccionarán un máximo de quince «proyectos espaciales o retos». Alonso-Cortés Fradejas explica que todos los seleccionados participarán en «un campus de aceleración», talleres de trabajo, tutorizaciones y talleres de negocio, porque «una cosa es la idea y otra ser capaces de llevarla a la realidad y convertirla en una iniciativa rentable». El programa se completará con la validación tecnológica, que se llevará a cabo de manera paralela con el resto del proceso emprendedor.

La vicerrectora concreta que no se financiará económicamente a estos proyectos, aunque sí se les ayudará en la integración en redes de networking o en la búsqueda de financiación.

Posicionamiento

«La Universidad de León aporta espacios, no sólo las oficinas, también las zonas de investigación y experimentación —por eso la intención final es llevarlo todo al campus—además del apoyo de todos los expertos, que van a asesorar validando los proyectos seleccionados», añade la Alonso-Cortés Fradejas.

Generar empleo

El objetivo, conseguir que las ideas y retos de los emprendedores puedan convertirse en negocio

La Junta de Castilla y León busca posicionarse entre las regiones españolas más relevantes en el sector aeroespacial y cuenta con iniciativas diversas en ingeniería y análisis de misión de satélite, desarrollo de sistemas de segmento de tierra, teledetección, simulación y desarrollo de tecnologías espaciales aplicadas a sistemas de localización y posicionamiento, navegación por satélite y telecomunicaciones. Entre esos proyectos figura el desarrollo de dos prototipos de Haps —Ecosat AS30 EM y Ecosat AS80—, completamente operativos, con la posibilidad de recuperación para mantenimiento, actualización o retirada de la misión. Se trata de un dirigible estratosférico para cuyas pruebas se está construyendo, al lado del Módulo de Investigación Cibernética de la Universidad, en el Campus de Vegazana, una nave de ensayos. Este proyecto, de la mano de Altran, también estaría estrechamente vinculado a la aceleradora para el sector aeronáutico y aeroespacial.

Estrategia RIS3

Todo ello está enmarcado en la estrategia RIS3, objetivos autonómicos de especialización inteligente basados en la idea de que no se puede apostar por todo y las regiones deben identificar áreas de especialización tecnológicas y de conocimiento que les permitan generar actividades cada vez más competitivas y generadoras de riqueza y empleo, según matiza la Junta. Además, añade que estas directrices, apoyadas por la Comisión Europea, han sido recogidas a nivel internacional en el marco de referencia de las políticas de I+D+i y Sociedad de la Información, la Estrategia Europa 2020, así como en las iniciativas emblemáticas que pretenden estimular las capacidades innovadoras de Europa: Unión por la Innovación y la Agenda Digital para Europa.

La Universidad crea una aceleradora para nutrir con nuevos proyectos el polo aeroespacial
Comentarios