miércoles. 30.11.2022

Los 300 excedentes mineros se quedan sin prestación económica

Todavía no se ha arbitrado ninguna fórmula legal para estos trabajadores de León y Palencia
Los ex mineros están pendientes de las obras de restauración para poder trabajar. RAMIRO

Con la llegada del 2021 se han cumplido los peores presagios para los trabajadores excedentes de la minería, inscritos en la bolsa de trabajo, ya que se encuentran sin ningún tipo de prestación económica desde el pasado día 31 de diciembre, quedándose sin la cobertura social del contador a cero y sin que se arbitre ningún tipo de solución ante la problemática que viven. Una complicada situación para estos trabajadores más que conocida por el Ministerio de Trabajo y Economía Social, así como por el de Transición Justa y Reto Demográfico y la Junta de Castilla y León, pero sin que ninguna administración todavía haya comunicado a los trabajadores ni a sus representantes sobre el futuro laboral de los mismos ni sobre la posible solución dentro del marco legal que se había hablado a finales del pasado año.

Cabe recordar que el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco) creó la bolsa de empleo para recolocar a los trabajadores excedentes de la minería del carbón en mayo de 2019, medio año después del cierre de las últimas minas. Son más de 300 los ex mineros, —entre León y Palencia— inscritos en un registro cuya puesta en marcha es una de las decisiones adoptadas en el Acuerdo Marco para una Transición Justa de la Minería del Carbón y el Desarrollo Sostenible de las Comarcas Mineras para el periodo 2019-2017 que firmaron Gobierno, sindicatos y patronal del sector en octubre de 2018 y que se plasmó en el RDL 25/2018. Sin embargo, la gestión de esta bolsa de empleo no fue abordada hasta muchos meses después.

Finales del pasado año

Respecto a las recolocaciones prometidas con estos trabajadores tampoco se sabe nada, y de nuevo se suma una falta de compromiso, en este caso por parte del Ministerio de Transición Justa, siendo el responsable de las mismas y tal y como afirmó, hace una semana el secretario comarcal de CC OO de Laciana se preve que la recolocación de estos trabajadores se lleve a cabo para el mes de mayo en la Gran Corta de Fabero. Mientras tanto los excedentes mineros y sus familias se encuentran a la espera de saber que tipo de solución podrán darle hasta ese momento, ya que de no tener ninguna prestación económica, los meses se les harán muy largos, ya que después de dos años del cierre de las minas, los trabajadores continúan a la espera de las soluciones prometidas.

Además, tampoco se sabe nada de la formación para estos trabajadores, siendo uno de los puntos acordados hace meses, pero que tampoco ha visto la luz.

Posible recolocación
En mayo se prevé que comiencen los trabajos en la Gran Corta de Fabero y se creen nuevos empleos

Respecto a las labores de restauración, el Ministerio de Transición Justa ha decidido asumir el cien por cien de las obras de forma provisional, ya que según explicaba Omar García hace unos días, la Junta de Castilla y León no quería hacerse cargo del 25 por ciento del presupuesto total al que tenía que hacer frente, un hecho que había complicado la situación y acusaba de falta de agilidad tanto del Ministerio como de la Junta de Castilla y León

Si bien, la otra cara de la moneda es que desde hace un tiempo ya se cuenta con una empresa privada, que se dedicará a buscar reubicación a los excedentes en minería.

Un hecho importante, ya que llega después de una licitación desierta, el pasado mes de octubre, cuando se presentaron dos empresas pero ninguna de ellas cumplía con las condiciones que se fijaban. Entre los objetivos se marcaba facilitarles el acceso a cursos formativos y orientación laboral que favorezca la incorporación al mercado de trabajo. Además, la preferencia es que estos extrabajadores fueran contratados en las tareas de restauración y recuperación de las espacios degradados de las explotaciones. Poco tiempo después llegaba esta compañía externa que ayudará a los excedentes mineros para la incorporación del mundo laboral.

La otra parte positiva es que el Instituto para la Transición Justa (ITJ) ha aumentado su plantilla con la incorporación de personal, lo que según el responsable de CCOO, eso garantizará el buen funcionamientos de lo firmado.

Los 300 excedentes mineros se quedan sin prestación económica
Comentarios