domingo. 29.01.2023

Asaja pide incluir a La Valduerna en las subvenciones por subida de costes

Son las únicas explotaciones de León que pueden beneficiarse de esta línea de ayudas
                      Uno de los arroyos de la zona de la comarca de La Valduerna. DL
Uno de los arroyos de la zona de la comarca de La Valduerna. DL

La organización agraria Asaja aseveró ayer que muchos agricultores de la zona agrícola de La Valduerna, en la provincia de León, reúnen los requisitos para beneficiarse de la ayuda a titulares de explotaciones agrícolas afectados por la subida de los costes de producción, que aprobó el pasado jueves el Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León.

«Se trata de explotaciones dedicadas al cultivo de patatas, remolacha u hortícolas, en fincas regadas con aguas subterráneas. Con carácter general, los agricultores leoneses no se verán beneficiados por esta línea de ayuda ya que el regadío es casi al cien por cien de aguas superficiales, mientras que el regadío de agua de pozos se limita a esta vega de La Valduerna y a fincas aisladas», explicó el sindicato en un comunicado.

La Junta no ha publicado unas bases para estas ayudas, ni ha publicado el listado de agricultores beneficiarios, por lo tanto la organización agraria desconoce el alcance de la medida, y la base de datos que ha utilizado para incluir o no a los posibles beneficiarios.

Asaja recordó que en la comarca de La Valduerna se cultivan unas 4.000 hectáreas de cultivos de regadío que en los últimos años se han visto sometidas a grandes restricciones en el regadío, ya que por un lado se han limitado las captaciones del agua del río Duerna al aumentar el régimen de caudales ecológicos, y por otro se han clausurado pozos de riego que no estaban inscritos en los correspondientes registros.

«Y todo a la vez que la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) no ha permitido la recarga de los acuíferos a través del río Peces», puntualizó la organización agraria. Asaja reclamó que la administración del Estado y la de Castilla y León tendrían que dar una solución «conjunta y definitiva» para consolidar y modernizar esta zona de regadío que es de las más históricas de la provincia y la que en la actualidad sufre más restricciones de agua, solución que la organización agraria ya reclamó en el proyecto de Plan Hidrológico del Duero que todavía no ha aprobado el Gobierno.

El Consejo de Gobierno celebrado el pasado jueves a la Consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural la concesión directa de una subvención de 4.012.422 euros a los titulares de explotaciones agrícolas con cultivos de remolacha, patata y otros cultivos hortícolas, regados con aguas subterráneas, así como los titulares de explotaciones ganaderas de patos y ocas de la Comunidad. De esta manera, se alcanzan los cerca de 14 millones de euros comprometidos para el sector agrario con motivo de la subida de los costes de producción consecuencia del conflicto bélico de Ucrania.

Según explicó la Junta en un comunicado, ha de tenerse en cuenta el contexto de fuerte repercusión en los productores agrarios europeos y españoles del conflicto bélico de Ucrania, las sanciones impuestas y las contramedidas adoptadas, que les han afectado de múltiples maneras, tanto directa como indirectamente.

A su juicio, esta situación se ha manifestado en reducciones de la demanda, interrupción de contratos y proyectos con la consiguiente pérdida de volumen de negocio y graves perturbaciones de las cadenas de suministro. Asimismo, la subida de los precios de la energía eléctrica, el gasóleo, los fertilizantes, los plásticos o los piensos, están repercutiendo negativamente en la rentabilidad de las explotaciones y empresas del sector, suponiendo un riesgo para su continuidad.

Por estos motivos, concurren razones de interés público, social y económico, que justifican la concesión directa de subvenciones a los titulares de las explotaciones ganaderas pertenecientes a los mencionados sectores y que cumplan determinados requisitos, para compensar las pérdidas que han sufrido sus explotaciones por el incremento de los costes de producción, a fin de garantizar y fortalecer la viabilidad y normal funcionamiento de las explotaciones agrarias de Castilla y León. Entre otros requisitos, las subvenciones beneficiarán a los titulares de explotaciones agrícolas con superficies de regadío con aguas subterráneas, destinadas en 2022 a alguno de los siguientes cultivos: remolacha azucarera, patata u otros cultivos hortícolas, que hayan presentado la solicitud única de ayudas de la PAC.

Asaja pide incluir a La Valduerna en las subvenciones por subida de costes
Comentarios