martes. 05.07.2022

El consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, en funciones, Jesús Julio Carnero, abogó ayer «la reducción» de la escalada de precios en la energía y los carburantes, a través de una revisión profunda de la fiscalidad y la limitación de precios, y sobre todo por «recuperar» la capacidad productiva agraria en España.

Carnero asistió en Madrid a la Conferencia Sectorial, donde ha planteado una batería de actuaciones «coordinadas» para luchar contra la «delicada situación» del sector agrario, agravada por la invasión rusa de Ucrania.

Esta actuación coordinada consistiría en «asegurar» el abastecimiento estructural de importación de materias primas básicas para la ganadería, frenar la escalada de precios de la energía y los combustibles y contribuir a reducir el déficit productivo al ser menos dependientes del exterior en cereal, proteína vegetal y oleaginosas.

También aboga por recuperar la capacidad productiva sin «perder de vista» la sostenibilidad y afrontar acciones en el uso del agua dirigidas a la garantía alimentaria.

El consejero ha indicado que «se da una situación sin precedentes, escalada de precios de costes de producción desmesurados, alto riesgo de no obtención de las materias primas básicas indispensables para la alimentación de la ganadería, aplicación de políticas de sostenibilidad medioambiental que limitan la capacidad productiva y una importante sequía que azota a buena parte del territorio nacional». También ha recalcado que desde el inicio del conflicto armado en Ucrania, se ha producido un fuerte incremento de los precios mundiales de los cereales.

Además, ha recordado que Rusia es el mayor proveedor de combustible de la UE y el conflicto también repercute en los mercados del gas y de los fertilizantes, que ya venían experimentando un incremento de sus precios.

Ha subrayado, además, que «teniendo en cuenta la importancia de Ucrania en el comercio internacional, la desestabilización de su producción agrícola o la interrupción de los flujos logísticos de sus productos, conlleva una perturbación en los mercados agrarios mundiales, y por tanto en los precios de las materias primas».

Por todo ello, según Jesús Julio Carnero, «el principal objetivo que debe plantearse es garantizar el abastecimiento de materias primas básicas en esta campaña».

Carnero propone una batería de medidas para afrontar la «delicada» situación del sector
Comentarios