martes 12.11.2019
Sucesos

Denuncian un incremento de los ataques de los lobos en Villablino

Los cánidos devoran por completo un mastín que cuidaba  de una ganadería en San Miguel
Los lobos atacaron al mastín en la madrugada de este lunes. DL
Los lobos atacaron al mastín en la madrugada de este lunes. DL

Los ganaderos miran al monte con preocupación ante los ataques que sufren sus rebaños de forma especial este año. La Asociación de Ganaderos de la montaña Leonesa ya había apuntado antes del verano un aumento de las visitas del lobo al ganado en explotaciones intensivas, «pero lo que está ocurriendo en Laciana es muy fuerte», señalaba ayer el presidente de esta entidad, Arsenio Rodríguez. También el alcalde de Villablino, Mario Rivas, denunciaba que «sin contar otras pedanías del municipio y solo en la braña de San Miguel se han producido desde esta primavera 15 ataques» a explotaciones.


En el último, que se produjo cuando amanecía este lunes, los cánidos redujeron prácticamente a un esqueleto a una hembra de mastín que guardaba unas vacas, también en San Miguel. El animal «evitó que los lobos atacaran a las vacas», señaló Rivas, y lo pagó caro. «Llevaba carranca» —collar con puntas— cuando sufrió el ataque, aunque su dueño «se la quitó al encontrarla. Por eso no aparece en las imágenes que se han difundido. Viendo el estado en el que quedó el mastín es de suponer que le atacasen un número importante de lobos». Por su parte, el presidente de la entidad de productores manifestó que si el collar no hubiera protegido al perro pastor «también le habrían comido en la zona del cuello y la cabeza», que quedaron intactos.

 

Rodríguez añadió que se trataba de «una perra veterana» en el cuidado del ganado y no de un cachorro, capaz de poner en fuga «a dos o tres lobos» e incluso ponerse a salvo en caso de apreciar desventaja con sus oponentes. «Fueron varios lobos: por lo menos, cinco o seis».

 

Rivas relató la situación especialmente compleja que vive un ganadero lacianiego, que ha perdido once terneros desde la primavera. Carece de mastines que guarden el rebaño y se plantea la construcción de cuadras en los que resguardar a madres y crías para ponerlas fuera del alcance del cánido.

 

El método más eficaz

 

El regidor lacianiego apuntó que, pese al incidente del lunes, proteger las reses con perros «es un método que funciona». Pese al incidente el lunes, «si los lobos no se hubieran comido a la perra habrían devorado a un ternero».

 

La Asociación de Ganaderos de la Montaña Leonesa denunció públicamente haber sufrido la baja de doce terneros, un potro y cuatro perros en los primeros días de mayo, antes de que los animales subieran a los puertos. La asociación reclama un resarcimiento justo de los daños y que la reforma de la Política Agraria Común (PAC) contemple ayudas específicas para quienes utilicen mastines como medida de prevención de los daños en las explotaciones en régimen intensivo, dado el coste que suponen la alimentación y los cuidados veterinarios que requieren los mastines.

Denuncian un incremento de los ataques de los lobos en Villablino