martes 27/10/20
RENOVABLES

Ence acudirá a la subasta de energía renovable con la planta de biomasa

El proyecto, paralizado desde 2012, ya tiene autorización administrativa de la Junta
Ence tiene previsto instalar la planta en un terreno de cinco hectáreas

La compañía Ence Energía Castilla y León II acudirá a la subasta para la asignación del Régimen Retributivo Específico a nuevas instalaciones de producción de energía eléctrica a partir de biomasa programada por el Ministerio de Industria con la planta que la empresa ha proyectado construir en Marne, en el municipio de Villaturiel. La participación de estas instalaciones en la subasta, que está programada para el próximo 17 de enero después de aplazarse en noviembre, supone el espaldarazo a un proyecto que permanecía bloqueado desde la suspensión temporal, en 2012, de los incentivos para nuevas instalaciones de régimen especial.

La subasta es la primera de las que se celebrarán en el nuevo marco jurídico establecido por la Ley 24/2013, de 26 de diciembre, y por el Real Decreto 413/2014, de 6 de junio y la planta de biomasa de Ence Energía Castilla y León será el único que se presentará de la provincia.

Permiso administrativo

El Boletín Oficial de Castilla y León recogía ayer la concesión de la autorización administrativa para la planta, para la que tiene prevista una inversión de cerca de cien millones de euros.

El proyecto ya tiene aprobado el impacto ambiental desde hace un año y la compañía ha destinado 300.000 euros a los estudios de ingenería. Además, Ence ya ha realizado cultivos energéticos en la zonaen la zona.

La de Marne sería uno de los proyectos de biomasa más importantes de la comunidad ya que tendría una potencia contratada de 40 megavatios (MW). Se trata de una planta de biomasa combinada, en la que la generación eléctrica se obtiene a partir de residuos de biomasa y cultivos energéticos. Según las previsiones de la empresa, el 40% de la producción correspondería a biomasa cultivada lo que supone un desarrollo forestal paralelo en la zona.

El Gobierno tiene previsto sacar a subasta 500 megavatios de potencia eólica y 200 MW de biomasa. Esta adjudicación a las renovables será la primera que se realice conforme al mecanismo de subastas establecido en la reforma energética de 2013 y servirá para levantar la ‘moratoria verde’ aplicada en enero de 2012.

Ence acudirá a la subasta de energía renovable con la planta de biomasa