lunes 24/1/22

La Junta de Castilla y León pondrá en marcha cribados masivos con test de antígenos en residencias universitarias y adquirirá equipos detectores de CO 2 para analizar la ventilación y reposición del aire en las aulas de educación no universitaria.

Fernández Mañueco detalló que el grupo de expertos en la lucha contra la covid-19, queparticipó en parte del Consejo de Gobierno autonómico, ha evaluado de forma positiva las condiciones adoptadas en el ámbito educativo.

Precisó que los expertos sí han recomendado un cribado masivo universitario, especialmente en residencias, y comprar detectores de CO2 para analizar la ventilación y reposición del aire en las aulas, una actuación en la que ya trabaja la Consejería de Educación, en una Comunidad en la que existen 16.000 aulas.

En cuanto al control de aforos el presidente anunció que desde ahora será obligatorio que todos los establecimientos públicos tengan un cartel a la entrada con el aforo permitido para que las ciudadanía conozca cuántas personas pueden acceder al mismo.

Garantizó que se van a reforzar los rastreos en Atención Primaria y se va a mantener la apuesta por los test masivos de antígenos a todos los ciudadanos que vayan a Atención Primaria o urgencias y en las residencias universitarias, además de en aquellos municipios donde la incidencia acumulada sea muy alta. «Hemos aprendido las lecciones primera y segunda ola, sabemos que cuanto antes tomemos medidas que se han demostrado eficaces antes controlaremos la ola y más cortas se harán las restricciones».

Más inspecciones

El presidente ha insistido en que las peceras que han instalado en el exterior algunos establecimientos hosteleros están «prohibidas» y advirtió que se tendrán en cuenta como estancias interiores. La consejera de Sanidad. Verónica Casado, ya anunció el rueda de prensa que estos cierres no están permitidos por el alto riesgo de contagio y dar una falsa sensación de seguridad.

Mañueco garantizó que se harán más inspecciones para lo que pide la colaboración de los ayuntamientos y la delegación del Gobierno. «Que la desidia de unos pocos no ponga en peligro a todos».

La reunión del Consejo de Gobierno se prolongó más de lo normal por el análisis de la situación y, como declaró el presidente, «no ha habido tensión en ningún momento». «Hemos estado buscando el equilibrio de las decisiones más justas», concluyo.

Detectores de CO2 en las aulas y test en las residencias de estudiantes
Comentarios