sábado 21/5/22

El suelo de la Luna contiene compuestos activos que pueden convertir el dióxido de carbono en oxígeno y combustibles, y ahora hay que estudiar si pueden usarse para facilitar la exploración del satélite, según un estudio que publica ayer Joule.

La investigación que firman científicos de la Universidad de Nanjing (China) se basa en las muestras de suelo lunar recogidas por la sonda Chang’e 5 y que trajo a la Tierra en diciembre de 2020.

El equipo descubrió que en las muestras hay compuestos ricos, entre ellas sustancias ricas en hierro y titatino, que podrían funcionar como catalizadores para fabricar oxigeno usando la luz solar y el dióxido de carbono. Ahora, los científicos esperan diseñar un sistema que aproveche el suelo lunar y la radiación solar, los dos recursos más abundantes en la Luna. El equipo propuso una estrategia de “fotosíntesis extraterrestre», un sistema que usaría principalmente el suelo lunar para electrolizar el agua extraída de la Luna y convertirla en oxígeno e hidrógeno.

El suelo lunar tiene el potencial de generar oxígeno y combustible
Comentarios