jueves 27/1/22

Editorial | Retener jóvenes es la única forma para que la vida siga en la provincia

El conflicto de sostenibilidad que padece la provincia se pone en evidencia con las sucesivas estadísticas que se publican a lo largo del año con materias como el censo o la matriculación en los centros escolares. Todas las alarmas están encendidas desde hace tiempo y parece claro que sólo con iniciativas reales y eficaces se puede intentar invertir las tendencias. Resulta imprescindible retener jóvenes y en lo posible recuperar a los que se han visto obligados a trasladarse a otros territorios en busca de oportunidades. El envejecimiento poblacional impide el relevo y por ello son estas personas jóvenes las que deben centrar los esfuerzos. Los datos de las campañas puestas en marcha son positivos. León acapara el 20% de los regresos conseguidos a través de las políticas activas de la Junta para promover los retornos. Pero lamentablemente es una cifra muy alejada de la opuesta, la de las personas que cada año emigran.

En el caso de la ciudad de León, el Ildefe también trabaja desde hace tiempo para promover la recuperación de personas y para conseguir retenerlas facilitándoles oportunidades. Conseguir un puesto de trabajo digno es la clave de todo el sistema. Para poder quedarse, para optar a tener hijos, para invertir en una vivienda o en un coche... El apoyo a los jóvenes es inaplazable si se aspira a que la provincia siga teniendo vitalidad en las próximas décadas.

Editorial | Retener jóvenes es la única forma para que la vida siga en la provincia