lunes 10/5/21

‘El pescador’ sale al océano

El cineasta leonés Alejandro Suárez se impone a otros 238 aspirantes y gana en el festival BiFan de Corea del Sur una beca de 12.000 euros para empezar a convertir su corto ‘El pescador’, premiado en 30 certámenes de todo el mundo, en un ambicioso largometraje.
Un momento del rodaje, en la bahía de Hong Kong. DL

e. gancedo | león

Salir de las aguas conocidas (y atestadas) de la bahía en la que faena cada día para internarse en territorios desconocidos. Eso es lo que decide hacer Wong, protagonista de El pescador (‘The Fisherman’), un muy viajero cortometraje de terror que a su responsable, el leonés Alejandro Suárez, no está dejando de proporcionarle alegrías y nuevos y estimulantes retos. Porque, lo mismo que Wong, la historia narrada en aquel corto se adentra ahora en la alta mar del cine de gran formato.

Un nuevo periplo iniciado gracias a la beca concedida por el mercado de cine que se celebra cada año en Corea del Sur al amparo del prestigioso BiFan, el Bucheon International Fantastic Film Festival —en el ‘top 6’ de festivales de género del mundo, según el certamen británico Raindance—. «En este mercado, proyectos de largometraje de género (fantástico, de terror, de ciencia ficción…), llegados de todo el mundo, se presentan para buscar producción, financiación o ventas en Asia —explicó Suárez a Diario de León—. Es competitivo y este año se presentaron 238 proyectos de 27 países diferentes con una selección final de 16». El autor de otros títulos como Hidden Soldier (en el que convirtió la antigua azucarera de Veguellina en un rincón de Normandía durante la II Guerra Mundial), Escorzo o El último rey de León, consiguió el premio principal de cuantos dispensó la última edición del BiFan.



Diferentes momentos del rodaje. DL
El actor Andrew Ng con la extraña criatura que pesca en su incursión por aguas lejanas. DL

«El mercado se desarrolló durante cuatro días de reuniones basadas en lo que aquí llaman pitching, que es básicamente la forma en la que vendes tu idea, cara a cara, a posibles productores o inversores, y tu habilidad para convencerles de que inviertan en ti y en tu proyecto —continuó—. Además, existe un encuentro en el que debes exponer tu plan a un jurado internacional de profesionales del sector que otorgan, al final, una serie de premios».

El proyecto de Suárez, titulado Mogwai, se alzó así con el máximo reconocimiento del mercado, el Bucheon Award a la mejor idea y pitch del mercado. En concreto, 12.000 euros para dar un primer empujón al desarrollo del proyecto. Pero Mogwai recibió también una segunda distinción, el premio patrocinado por Aurora Media Holdings, «una productora-financiera con base en Singapur y que consiste en un first deal agreement o primer acuerdo de producción y financiación para la película», detalla el cineasta, hijo del también director Julio Suárez.

Y desentraña el significado del curioso título. «La palabra Mogwai viene del chino cantonés y significa monstruo, demonio. Los cinéfilos de los ochenta probablemente recordarán la película Gremlins, cuyas criaturas eran eso, ‘mogwais’. Pero me temo que los seres de mi película no son tan simpáticos, ni siquiera comparándolos con los gremlins ‘malos’...», añade, y ríe malévolamente.

Suárez, que reside actualmente en Nueva York, relata que Mogwai tendrá la misma base que The Fisherman: «Está ambientada en Hong Kong y en ella aparece el personaje del viejo pescador, aunque Gary Young, guionista británico con el que estoy colaborando y autor, entre otras, de Harry Brown, protagonizada por Michael Caine, y yo, hemos añadido nuevos elementos y personajes para hacerla más fresca y contemporánea, a la vez que más internacional, puesto que esta vez el idioma principal será el inglés».

Preguntado por sus maestros supremos, Alejandro Suárez no lo duda: «Inevitablemente tengo que nombrar a mi padre en cabeza. Ha sido mi maestro desde que tengo uso de razón, pues de él he aprendido lo más importante: entender el cine como forma de expresión». Con respecto a sus ídolos del género, desgrana: «El Steven Spielberg de Tiburón y Encuentros en la tercera fase, por su elegancia en la narrativa, la sensación de misterio y la dinámica de sus personajes, con arcos dramáticos perfectos». «El Ridley Scott de Alien, por su cuidadísima estética e iluminación, y su acierto mezclando estilos». «Y el John Carpenter de La cosa, por convertir un guión que bien podría ser una obra de teatro en una odisea terrorífica en un paraje inhóspito, por su tono y por el uso de la música de Morricone, tensa e incómoda». «Todos han influido en mí, no solo con esas películas, sino con casi todas las suyas —concluye—. Y eso sin olvidar a Del Toro, a Jean-Jacques Annaud, a Kathryn Bigelow, a Ang Lee...».

Suárez, recibiendo el máximo reconocimiento del BiFan. DL

‘El pescador’ sale al océano
Comentarios