domingo. 07.08.2022

El gigante gasístico ruso Gazprom anunció ayer una nueva reducción de los suministros de gas por el gasoducto Nord Stream, a 33 millones de metros cúbicos diarios, a partir de mañana, debido a la necesidad de detener otra turbina debido a su estado técnico. «A partir de las 7.00 hora de Moscú (4.00 GMT) la productividad diaria de la estación de bombeo Portóvaya será de 33 millones de metros cúbicos diarios», informó la empresa en su canal de Telegram.La compañía rusa Gazprom vinculó esta nueva reducción al estado técnico de una turbina tras cumplirse el plazo para una nueva reparación capital, según lo estipulado por las normas técnicas.Actualmente Rusia suministra solo el 40 % de las normas habituales de gas debido a que espera la devolución de una de sus turbinas Siemens, que estuvo bloqueada en Canadá debido a las sanciones por la campaña militar rusa en Ucrania y en la actualidad está en camino de vuelta.El proceso se ha visto dificultado debido a las exigencias de Gazprom, que afirma que la documentación entregada por Canadá y Alemania no elimina los riesgos vinculados a las sanciones y «generan preguntas adicionales», en particular, los relacionados con la reparación futura de otras turbinas.A mediados de junio, Gazprom redujo al 33 % su capacidad de suministro de gas, hasta 67 millones de metros cúbicos diarios.

Gazprom alega «problemas técnicos» y Alemania lo niega
Comentarios