sábado. 26.11.2022
La normalidad fue la nota dominante en las las elecciones de ayer, domingo en Bolivia, y los pequeños incidentes registrados estuvieron relacionados con la transmisión de las final de la Copa del Mundo de fútbol y los posteriores festejos por la victoria de Brasil. El presidente de la Corte Nacional Electoral (CNE), Luis Ramiro Beltrán, elogió el desarrollo de los comicios generales, transcurrida la mitad de la jornada electoral, y comentó que todo va «admirablemente bien». Luis Ramiro Beltrán, declaró que, desde las 10.30 hora local, el 95 por ciento de 200.000 mesas de recepción de votos está funcionando a plenitud para recibir las papeleras de los 4,1 millones de electores de este país andino. La votación, en la cual se decide al próximo jefe del Estado para los próximos cinco años, comenzó poco después de las 08.00 hora local (12.00 GMT) en las 20.000 mesas de todo el país, controladas por 160.000 presidentes y vocales electorales. Beltrán destacó la actitud de integrantes de las mesas electorales que superaron la tentación de observar la final del Mundial de Fútbol entre Brasil y Alemania por la Copa de Fútbol y el frío del invierno andino para cumplir su tarea en todos los centros de votación. El proceso «está caminando admirablemente bien» dijo el alto funcionario al evaluar la primera parte de la jornada, que debe terminar tras ocho horas de funcionamiento de las urnas establecidas por el Código Electoral. No obstante, la apertura de los colegios electorales se retrasó en muchos debido a la transmisión del parido final del Mundial.

Los comicios bolivianos transcurrieron con total normalidad
Comentarios