jueves. 08.12.2022
INFRAESTRUCTURAS

Torneros, quince años y un día

El Gobierno hace público hoy su proyecto para la plataforma logística, desgastada por la condena del olvido de tres lustros Dudas sobre cómo mantendrá la condición de intermodal
Pancarta de los Colegios Profesionales de León a favor de Torneros. FERNANDO OTERO
Pancarta de los Colegios Profesionales de León a favor de Torneros. FERNANDO OTERO

Como de una condena se tratara, Torneros fue desplazado al olvido. A uno de quince años y un día, que acaba de cumplir este lunes, 17 de octubre, fecha elegida por el Gobierno de España para sacar al reo del calabozo.

Como quien permanece en reclusión, la plataforma intermodal de Torneros es también el entorno que le supera mientras la estructura prometida para sujetar el desarrollo de León a partir del pilar de la logística se mantenía en el letargo de la sentencia administrativa y política. La delegada del Gobierno y el presidente del Sepes serán los encargados hoy de presentar en sociedad el plan de este Torneros que vuelve de la tumba, de los cajones ministeriales en los que estuvo sepultado mientras otras estructuras parejas no han dejado de crecer y florecer por doquier.

El primer efecto para Torneros cuando este mediodía vea la luz será la bofetada de realidad, la frustración por lo que ha perdido León y lo que han ganado otros territorios, mientras se desplegaban los cauces de conexión intermodal que aquí se han negado por completo.

El noroeste
Quince años de olvido es una condena para Torneros, en inferioridad ante otras plataformas

Quince años y un día después, Torneros sale de la prisión de la falta de compromiso político para con este perímetro de tierra rústica que fue adquirido en la primera década de este siglo con el fin de ejecutar una transformación sin precedentes en la provincia leonesa.

En tiempo de condena sirvió para desnaturalizar el propósito. Torneros iba a ser un enclave con enganche al tren de mercancías y encajado entre carreteras de alta capacidad, para elevar en ese triángulo entre vega del Bernesga y rellano al sur de León un emporio intermodal, tributo a la posición histórica y secular que siempre tuvo León en el noroeste, desde antes del paraguas del imperio de Roma. El tiempo quitó capaz y curó desengaños, algunos nacidos del silencio administrativo en los trámites, otros, del desinterés manifiesto que mostraron sucesivos gobiernos que dejaron los expedientes al final de la pila de proyectos pendientes.

Vías y mercancías
La plataforma leonesa se ideó en una época que queda muy lejos de la realidad de la logística

Torneros se presenta hoy en sociedad frente a once referentes avanzados por el resto de la geografía española, que le dan pie para conocer las carencias y las virtudes sobre las que se quiere construir la plataforma logística de León. Intermodal, de entrada no, porque carece de enlace ferroviario, vital para compartir la fiebre que contagia la intermodalidad, que tantos documentos encabeza en la Unión Europea, en los planes de transporte, en las directivas de la Unión para los corredores logísticos, el mundo sostenible y la agenda 2030. Hasta hoy, en estos 15 años y un día de condena, Torneros no ha sido más que papel. El último sello administrativo, para adjudicar un proyecto de urbanización del entorno, un estudio del proceso, que se encargó por poco más de doscientos mil euros. Para comprobar el desfase, los asentamientos similares al concepto que se quería desarrollar en Torneros se ejecutan en la actualidad en distintas fases bien avanzadas con inversiones medias de 40 millones de euros.

Si se tiene en cuenta los apuntes filtrados por el Gobierno, a Torneros le esperan cuatro fases por delante para tomar cuerpo. Para reinsertarse. León mantiene la respiración ante la representación de hoy en León.

Torneros, quince años y un día