jueves 19/5/22
Sanidad

León dispone de cien médicos y 19 quirófanos para dejar en 121 días la lista como reta Mañueco

El presidente pide un plan de choque contundente en la Comunidad y el Caule ya pisó el acelerador con 4.000 operaciones
                      El Hospital de León efectuó el año pasado más de 16.500 intervenciones y casi el mismo número de operaciones ambulatorias. R. GARCÍA
El Hospital de León efectuó el año pasado más de 16.500 intervenciones y casi el mismo número de operaciones ambulatorias. R. GARCÍA

Uno de los mayores quebraderos de cabeza de la Sanidad, las listas de espera, desbocadas por dos años de pandemia hasta acumular 8.920 personas en León, serán objeto de un plan de choque por parte de la Junta aún poco explicado. El presidente autonómico, Alfonso Fernández Mañueco, reclamó ayer que ese plan fuera «contundente» para lograr rebajar en los próximos seis meses la demora para entrar a quirófano en 21 días, lo que en el caso de León supone dejar la espera media para ser llamado a operarse en cuatro meses (121 días).

Un reto que exige manos, organización y medios y contar con las vacaciones de verano. El Complejo Asistencial Universitario de León (Caule) dispone de un centenar de especialistas médicos en cirugía, desde traumatólogos a oftalmólogos y cirujanos, capacitados para practicar una intervención en los 19 quirófanos que funcionan en las instalaciones, 17 de ellos para todo tipo de cirugías y los números 20 y 21 para operaciones de ojos. En realidad existen otros dos más, el quirófano 18, que se reserva como extra para urgencias, y el 23, fundamentalmente para cesáreas.

Intervenir por la tarde

El Hospital incentivó este año las cirugías de tarde y la vigilancia para evitar suspensiones en quirófano

Cada operación requiere una compleja logística, además de la participación de al menos catorce trabajadores por paciente, entre anestesistas, residentes, enfermeras, médicos, técnicos, celadores y transfer. Ante la riada de personas pendientes de operar, el Hospital leonés puso en marcha su propio plan de choque incentivando las intervenciones vespertinas, lo que ha permitido el paso de 4.000 personas por las salas de operaciones este año.

El presidente de la Junta hizo un listado de «labores» para el consejero de Sanidad, Alejandro Vázquez. Entre ellas, «la atención presencial al 100% en esta tierra tan extensa y también la capacidad de atención y la reducción de listas de espera», donde insistió en ser eficaz para dar un empujón y bajar en 21 días las esperas. También puso como deberes potenciar la salud pública dotándola de medios suficientes para «seguir mejorando y modernizando la Sanidad de Castilla y León, apostando por los fondos para la inversión, algo que nos llevará a cotas más altas y a la excelencia». Fernández Mañueco también hizo mención a apostar por el transporte sanitario.

Casi 9.000 personas

Los dos años de pandemia han desbocado las listas de espera hasta las 8.920 personas en León

Unas medidas que pidió que se realicen «desde el diálogo fluido» porque es «imprescindible». Mañueco recordó que el servicio de Sanidad es el que cuenta «con mayor peso en los presupuestos y con más empleados» en la Comunidad. Destacó que en la Comunidad posee «la mejor ratio de hospitales por paciente en Atención Primaria, y es que a veces se nos olvida que el objetivo es proteger y cuidar a las personas de Castilla y León o a los que vengan de otros lugares buscando la Sanidad de esta Comunidad, tanto en lo urbano como en lo rural». Habló de una «sanidad accesible y gratuita para todos».

En cuanto a su reto de reducir la espera para operarse en tres semanas, los responsables sanitarios consideran que la demora quirúrgica ya tiene difícil solución si no se aplican medidas extraordinarias. Por eso, la Consejería de Sanidad también habló en las últimas semanas de un plan de choque en el que valora tirar de chequera, como hizo en Atención Primaria, para incentivar las operaciones vespertinas.

La idea se centra en pagar a los equipos quirúrgicos que se ofrezcan voluntarios para realizar intervenciones por las tardes, como ya se ensayó con los médicos y enfermeras que pasan consulta en los centros de salud durante los meses de enero y febrero con buenos resultados, ya que esa medida vespertina permitió atender a 6.200 pacientes más a la semana en Primaria en León con un desembolso de 40.500 euros por las horas extra a los cien profesionales que se sumaron, entre ellos 25 Médicos Internos Residentes de tercer y cuarto año.

El propio consejero, Alejandro Vázquez, se quedó sorprendido a comienzos de año al comprobar que las listas de espera aún habían aumentado más en el último trimestre. Mantuvo encuentros con la Junta técnico-asistencial de los hospitales de Sacyl con intención de conocer cuáles eran las principales necesidades de los centros y dejó caer que iba a ser necesario multiplicar la actividad. Para ello existen dos fórmulas: contratar paquetes de cirugías con la sanidad privada o pagar ese dinero extra a los propios trabajadores de Sacyl.

León dispone de cien médicos y 19 quirófanos para dejar en 121 días la lista como reta...
Comentarios