sábado 15/8/20
Enseñanza

Sólo en León hay un millar de profesores que aspira a las 200 cátedras para la comunidad

Es la primera convocatoria desde 1998 y Aspes critica que las plazas «son insuficientes» para los docentes de instituto
Una de las aulas de un centro educativo de enseñanzas medias de la capital leonesa. FERNANDO OTERO
Una de las aulas de un centro educativo de enseñanzas medias de la capital leonesa. FERNANDO OTERO

Fue en 1998 cuando se convocaron en Castilla y León plazas para la promoción a catedrático de profesores de Enseñanzas Medias, para los docentes de institutos. Tras 22 años, desde las transferencias en materia educativa, la Junta anunció una oferta de 200 plazas, algo que desde el sindicato Aspes consideran «insuficiente» ya que sólo en la provincia de León hay más de un millar de profesores que podrían optar a al máximo rango profesional para los profesores de enseñanzas medias. Desde Aspes, Manuel Mullor apunta que se calcula, ante la falta de datos oficiales de la Consejería de Educación, que en toda la comunidad, la cifra de profesores que cumplen todos los requisitos para poder mejorar sus condiciones laborales superan los seis mil, de los 10.000 que integran la plantilla.

La normativa educativa contempla que hasta un 30% de las plantillas docentes pueden contar con esta máxima categoría profesional, aunque en la provincia de León el porcentaje no llega al 2%. Es decir, actualmente entre los profesores de los institutos hay medio centenar de catedráticos, frente a los 750 que podría haber como máximo. Tras los 22 años sin convocatorias, los profesores leoneses han ido engrosando su currículum de forma que más de la mitad de la plantilla actual, que ronda los 2.500 profesores, ya cuenta con todos los requisitos para poder acreditarse y optar a una de esas 200 plazas a catedrático que ha convocado la Junta.

Promoción
El plazo para que los aspirantes presenten su solicitud concluye este mismo viernes

Mullor concreta que uno de los motivos por los que la Consejería de Educación ha esperado tantos años es por «el carácter ahorrador» de las administración autonómica, que piensa «que es un dispendio el aumento salarial», que supondría una media de 175 euros por profesor. Pese a todo, desde Aspes recuerdan que las leyes educativas contemplan tanto la figura del catedrático, «que es la única vía de promoción que tiene el cuerpo docente».

Entre los requisitos para poder acceder a una de estas plazas es necesario, además de pertenecer al Cuerpo de Profesores de Enseñanza Secundaria, acreditar una antigüedad mínima de ocho años como funcionario de carrera y tener destino en Castilla y León. Todos los interesados podrán presentar su solicitud para promocionar hasta este viernes. Los aspirantes, una vez admitidos, deberán aportar los méritos relacionados con su trayectoria profesional como docentes, su formación académica, premios o publicaciones. Valorados estos méritos, se someterán a la evaluación voluntaria de la actividad docente, en la que la Inspección de Educación tiene un papel esencial, y deberán defender ante un tribunal un proyecto relacionado con las funciones y responsabilidades que la legislación educativa atribuye de forma preferente a los miembros del Cuerpo de Catedráticos de Enseñanza Secundaria.

La convocatoria contempla 21 especialidades: Filosofía, Latín, Lengua Castellana y Literatura, Geografía e Historia, Matemáticas, Física y Química, Biología y Geología, Dibujo, Francés, Inglés, Música, Educación Física, Orientación Educativa, Tecnología, Economía, Administración de Empresas, Formación y Orientación Laboral, Informática, Organización y Procesos de Mantenimiento de Vehículos, Organización y Proyectos de Fabricación Mecánica y Sistemas Electrónicos. «Entendemos que están repartidas con un criterio proporcional al número de profesores de cada materia», apunta Mullor en relación a que, por ejemplo, para Lengua han salido 20 plazas, pero también recuerda que en comunidades como en Galicia, han salido plazas para cátedra todos los años y 1.200 en la de esta convocatoria.

Sólo en León hay un millar de profesores que aspira a las 200 cátedras para la comunidad