domingo 23/1/22

Las incógnitas que genera la aparición de la variante ómicron del coronavirus han llevado al Ministerio de Sanidad a recuperar la cuarentena para los contactos con un positivo de esta variante y a acelerar la vacunación de las dosis extra y las de los niños, cuyos viales comenzarán a distribuirse a partir del 13 de diciembre en toda Europa.

La Estrategia de detección precoz, vigilancia y control de covid-19 ha sido actualizada este miércoles con la inclusión de la variante ómicron y determina lo siguiente: «La confirmación del tipo de variante no suele estar disponible en el momento del diagnóstico, por lo que la cuarentena debe aplicarse también a aquellos casos en los que existe sospecha, bien por información preliminar a través de PCR bien porque el caso forme parte de un brote que incluya casos de distintas variantes».

En las últimas actualizaciones, se estableció que las personas que habían tenido un contacto con un positivo de coronavirus no tenían que guardar cuarentena si tenían culminado el proceso de vacunación.

Esta medida se enmarca en las incógnitas científicas que surgen en torno a la nueva variante, como su capacidad de transmisión, la gravedad de sus consecuencias o la efectividad de las vacunas existentes, que precisan de semanas para poder resolverse.

De hecho, en la sexta actualización del documento de evaluación de las nuevas variantes que hace el Ministerio de Sanidad regularmente, se explica que todavía se desconoce la efectividad de la vacuna ante estos casos y que el riesgo de diseminación se considera alto.

En las últimas semanas han llegado a España procedentes del cono sur africano una media de 75 viajeros diarios, hasta que el 27 de noviembre se adoptaron medidas adicionales de control para la entrada de viajeros procedentes de los países de riesgo, según recuerda el documento.

Los contactos por ómicron harán cuarentena aunque estén vacunados
Comentarios