Diario de León

Una vida a máximas pulsaciones que ha sumado otros sustos para Michael

Publicado por
León

Creado:

Actualizado:

Impetuoso como piloto, Schumacher también ha sufrido otros sustos sobre dos ruedas, el más recordado en febrero de 2009 en el circuito de Cartagena. Entrenándose para el Campeonato Alemán de Superbikes, sufría una caída a 220 km/h que le ocasionó múltiples contusiones y le tuvo varios meses con molestias en el cuello por una lesión cervical. Eso sí, se recuperó a tiempo para anunciar su regreso a la F-1 al volante de Mercedes.

Quien lleva la velocidad en las venas seguramente es capaz de asimilar también más rápidamente según qué sustos y el golpetazo de Cartagena no varió su decisión. En 2010 reanudó su carrera en la F-1 durante tres temporadas más, hasta 2012, cuando lo dejó finalmente sin brillar en exceso. Con la eclosión de Fernando Alonso, Michael se retiró por primera vez en 2006 con casi todos los récords en su palmarés, los dos más importantes aún vigentes: 91 victorias y siete Mundiales, dos con Benetton (1994, 1995) y cinco con Ferrari (2000-2004).

Al margen de su calidad, la polémica también acompañó al ‘Kaiser’ desde el principio hasta el final de su carrera. Su primer título de 1994 ya llegó tras una famosa maniobra en la última carrera en Adelaida: golpeó a Damon Hill cuando le estaba adelantando, ambos quedaron eliminados y ganó el Mundial por un solo punto.

Repitió la misma treta en 1997 ante Jacques Villeneuve, también en el último Gran Premio, en Jerez, aunque entonces no le salió bien porque su rival siguió en pista y el canadiense fue el campeón. Schumacher fue excluido de aquel Mundial por esa acción deliberada. «Borraría aquello», admitió el teutón años más tarde sobre ese episodio.

Shumacher fue investigado y sancionado varias veces por su actitud agresiva en pista, a veces más alládel reglamento. En su reaparición siguió igual y, en 2010, obstruyó peligrosamente el paso a Barrichello enviándole hacia el muro. No ocurrió nada, pero podría haber sido una tragedia. «Yo no voy a regalar nada a nadie», espetó en caliente Schumi. «Michael es una vergüenza para la nación», escribió aquel día el diario ‘Bild’, el más popular de Alemania.

tracking