lunes. 28.11.2022
Sectores en apuros

Los distribuidores de cine trasladan a la reina que van a vivir su peor año

La paralización total de la producción y la actividad de distribución y exhibición abre un escenario muy alarmante a corto y medio plazo que no se había dado antes en la historia del cine
cine
Acceso a una sala de cine de la capital. JESÚS F. SALVADORES

Los distribuidores cinematográficos han expuesto este miércoles a la reina las consecuencias que la pandemia de coronavirus está provocando en su sector y que van a hacer que pase de vivir en 2019 su mejor año a sufrir en 2020 con total seguridad su peor ejercicio.

Doña Letizia ha mantenido una videoconferencia desde el Palacio de la Zarzuela con la presidenta de la Federación de Distribuidores Cinematográficos (Fedicine), Estela Artacho, así como con Adolfo Blanco (consejero delegado de A Contracorriente Films), Montserrat Gil (vicepresidenta y directora general de Paramount Pictures Spain) y José Luis Hervías (director general de Universal Pictures Internacional).

Todos ellos han explicado que la pandemia ha interrumpido una tendencia al alza que se venía registrando en la asistencia a las salas de cine en España, unos datos (hubo 105 millones de espectadores en 2019) que ya trasladaron a la reina en una audiencia el pasado mes de enero.

La paralización total de la producción y la actividad de distribución y exhibición han lamentado que abra un escenario muy alarmante a corto y medio plazo que no se había dado antes en la historia del cine.

Una primera estimación calcula las pérdidas de distribución cinematográfica en torno al millón de euros diario respecto al ejercicio anterior sin tener en cuenta las inversiones en campañas de promoción de películas que quedaron cortadas por el cierre forzoso de las salas ni los gastos fijos que suponen las estructuras, con empleos cualificados y sueldos acordes.

Pese a las pérdidas, han subrayado que las empresas están haciendo un gran esfuerzo por mantener el empleo y continuar con fuertes inversiones en publicidad y promoción.
Asimismo, han explicado que una de sus principales preocupaciones es la posible falta de confianza del público para volver a las salas.

Junto a ello han explicado, según Zarzuela, que la incertidumbre sobre la fecha y las condiciones de apertura, ya que puede ser asimétrica entre las comunidades, dificultan los planes de distribución.

Han transmitido también a la reina (a la que han pedido el apoyo de la Corona) que los distribuidores están trabajando ya conjuntamente con exhibidores y demás agentes cinematográficos para estar preparados para cuando el Gobierno decrete la apertura gradual de los cines.

Entre sus propuestas está un tipo de IVA superreducido (4%) de las entradas de cine y otros espectáculos culturales durante seis meses, una campaña comunicativa para recuperar la confianza del espectador y un apoyo publicitario para promociones de películas.

Los distribuidores de cine trasladan a la reina que van a vivir su peor año
Comentarios