viernes. 09.12.2022
Debate sobre el futuro de las cuencas

El Gobierno y la Junta dan salida a 70 millones para restaurar mil hectáreas de minas en El Bierzo

La firma de los convenios se realizó en un acto en Fabero con la participación telemática de la minisitra Teresa Ribera
anabarredo
Suárez-Quiñones y Virginia Barcones, durante la comparecencia de la ministra. ANA F. BARREDO

La empresa pública Tragsa iniciará a principios de año, por encomienda de gestión, los trabajos para restaurar más de mil hectáreas de cielos abiertos y también minas subterráneas en Fabero, Torre del Bierzo-Villagatón e Igueña, con una inversión de casi 70 millones de euros de fondos europeos que generará en torno a 200 empleos durante los próximos tres años.

Fabero ha acogido hoy la firma simbólica -la rúbrica se había realizado antes de forma electrónica- de los convenios de restauración entre el Gobierno y la Junta, en un acto que ha contado con la participación, de forma telemática, de la vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, el consejero de Fomento de la Junta, Juan Carlos Suárez Quiñones y la delegada del Gobierno en Castilla y León, Virginia Barcones, y al que han asistido los alcaldes, representantes sindicales y de Tragsa.

Ribera se ha comprometido a visitar las zonas beneficiadas por la inversión  en el primer trimestre de 2022. "Es nuestra obligación hacer las cosas bien, pensando no solo en las generaciones futuras, sino también en las presentes", afirmó Ribera.

El convenio, según el comunicado enviado por la Junta, establece también el compromiso de creación anual de empleo por las obras, con indicación de las contrataciones que se produzcan de excedentes mineros (tanto directos como de empresas auxiliares) inscritos en la bolsa de trabajo del ITJ, desempleados y población de las comarcas mineras, que incluyen los siguientes municipios. En la provincia de León, Bembibre, Berlanga del Bierzo, Cabrillanes, Cistierna, Fabero, Folgoso de la Ribera, Igüeña, La Pola de Gordón, La Robla, Matallana de Torio, Noceda, Palacios del Sil, Páramo del Sil, Sabero, San Emiliano, Toreno, Torre del Bierzo, Valdepiélago, Valderrueda, Valdesamario, Vega de Espinareda, Vegacervera, Villablino, Villagatón (Brañuelas); y en la provincia de Palencia, Barruelo de Santullán, Castrejón de la Peña, Cervera de Pisuerga, Guardo, La Pernía, Santibáñez de la Peña, Velilla del Río Carrión.

Con la formalización de la subvención por concesión directa del Instituto para la Transición Justa a la Comunidad Autónoma de Castilla y León de 67.925.929,77 euros, a través del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, financiado con fondos europeos, y la aportación de la Junta de 2.690.7609,05 euros, la inversión total prevista para los tres proyectos de restauración incluidos en el convenio (la Gran Corta de Fabero, Torre del Bierzo-Villagatón y Casares y Ladil-Minas de Bierzo Alto) asciende a 70.625.189 euros.

Los tres proyectos suponen en conjunto la actuación en 1.061 hectáreas, más de la mitad de los compromisos adquiridos por España establecidos en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia para estas actuaciones para antes del 31 de mayo de 2026.

Calendario de actuaciones

Las tres actuaciones tienen un plazo previsto de ejecución material comprenderá 36 meses, desde el 1 de enero de 2022 hasta el 31 de diciembre de 2024, a lo largo de las anualidades presupuestarias de 2022, 2023 y 2024. Los tres proyectos son los siguientes:

1. Gran Corta de Fabero : en los términos municipales de Fabero del Bierzo, Berlanga del Bierzo y Páramo del Sil, en la provincia de León, con 722,24 hectáreas, una inversión de 38.362.270 euros y una previsión de creación entre 68 y 74 empleos. Las actuaciones a desarrollar integrarán la remodelación del terreno, con un volumen de movimiento de tierras de 10.696.200 metros cúbicos, la restauración vegetal, que incluirá el diseño de rodales de preparación de terreno, revegetación herbácea y plantación forestal, la remodelación de la red hidrográfica y drenajes, que plantea la recuperación de una nueva red hidrográfica estable, manteniendo en lo posible la vertiente de las aguas previa a la explotación, la gestión de residuos, de construcción y demolición de acuerdo con el RD 105/2008, de 1 de febrero, por el que se regula la producción y gestión de los residuos de construcción y demolición; y de residuos mineros de acuerdo con el RD 975/2009, de 12 de junio, sobre gestión de los residuos de las industrias extractivas y de protección y rehabilitación de espacio afectado por actividades mineras, además de vigilancia, control ambiental y actuaciones de seguridad minera.

Asimismo se realizará el seguimiento de la calidad de las aguas durante el plazo de ejecución de la obra, sobre 15 puntos de control, además de infraestructuras y actuaciones de usos público-educacional, relacionadas con la recuperación y reconstrucción de fósiles, creación de recorridos educativos y mesas de interpretación.

2. Torre del Bierzo-Villagatón: con 90,23 hectáreas de terreno, una inversión de 11.609.998 euros y una creación de empleo de 44 puestos de trabajo. Se proyectan trabajos de retirada de los estériles de escombrera que ocupen superficies de Dominio Público Hidráulico, quedando libre la zona de policía inundable de ellos, mediante transporte y relleno de huecos de explotaciones próximas abandonadas. También se contempla el recrecido mediante rellenos localizados de escombreras.

Cuando por motivos de seguridad de personas o bienes, o por producir un mayor daño ambiental con su retirada que el beneficio a obtener, las instalaciones mineras y de residuos se remodelarán, consolidarán y naturalizarán con técnicas de bioingeniería. Es el caso de los depósitos de estériles cuando presenten problemas de estabilidad, en donde se realizarán actuaciones conducentes a solventarlos.

Todas las áreas en las que se realicen rellenos o recrecidos serán re-perfilados e integrados paisajísticamente, así como revegetados.

Se proyectan otras actuaciones como demoliciones, consolidaciones, y cierres de bocas de mina, pocillos y chimeneas, todo ello orientado a garantizar la seguridad de personas y bienes, además de la gestión de residuos, de construcción y demolición de acuerdo con el RD 105/2008, de 1 de febrero, por el que se regula la producción y gestión de los residuos de construcción y demolición; y de residuos mineros de acuerdo con el RD 975/2009, de 12 de junio, sobre gestión de los residuos de las industrias extractivas y de protección y rehabilitación del espacio afectado por actividades mineras.

Están previstos trabajos de vigilancia ambiental y tratamiento de drenajes de aguas ácidas de mina.

También se incluyen pequeñas infraestructuras de uso recreativo asociado a una variante del camino de Santiago por el Manzanal.

3. Casares y Ladil – Minas de Bierzo Alto S.L. El Charcón y Rebollal y Pico, en el municipio de Igüeña, de 249 hectáreas y 20.652.920 euros. La previsión de puestos de trabajo se estima entre 68 y 74 empleos. Las actuaciones incluyen la remodelación del terreno, con un volumen de movimiento de tierras de 3.527.041,37 m3.

También se prevé la restauración vegetal, que incluirá el diseño de rodales de preparación de terreno, revegetación herbácea y plantación forestal. Las actuaciones de revegetación proyectadas, consideran los usos previstos del terreno tras la ejecución de la obra, focalizándolo en un uso agro-forestal, compatibilizado con otros usos o externalidades del monte (uso recreativo y educacional).

Con los trabajos de desmantelamiento, demolición o adecuación de infraestructuras y edificaciones de uso minero se pretende evitar todo lo que suponga peligro para la seguridad de las personas, recuperar la red hidrográfica, mitigar la contaminación o afección a las aguas y habilitar un nuevo uso del suelo en un terreno improductivo. En aquellas instalaciones, en las que han mostrado interés las entidades locales, se adecuan para su reutilización.

La vigilancia, control ambiental y actuaciones de seguridad minera también están contempladas, así como el control de la calidad de las aguas sobre los puntos de control que se establezcan con los órganos ambientales. Se proyecta una campaña de seguimiento y evolución de la calidad de las aguas durante el plazo de ejecución de la obra, con seguimiento trimestral. Por último, están previstos trabajos de vigilancia ambiental y tratamiento de drenajes de aguas ácidas de mina.

El Gobierno y la Junta dan salida a 70 millones para restaurar mil hectáreas de minas...
Comentarios