miércoles. 29.06.2022

Mayo fue un mes convulso para los mercados, especialmente para Wall Street, cuyos índices se vieron presionados por el impacto de distintas amenazas. Así, el S&P 500 sufrió su racha negativa más larga desde el año 2011; el Dow Jones perdió el 18 de mayo un 3,6%, el mayor porcentaje de caída en una sesión desde junio de 2020; y también el industrial Dow Jones llegó a acumular ocho semanas consecutivas de recortes, la racha de caídas semanales más larga desde el año 1923.

En este escenario y ante los vaticinios de que el futuro más próximo será menos amigable que el pasado más reciente, los expertos de TradeSmith ofrecen varias recomendaciones a los inversores.

Una de ellas es la de apostar por acciones con «moat». Es decir, compañías con ventajas competitivas especiales, derivadas de bajos costes, tecnología o poder de fijación de precios, que las hagan más resistentes al entorno.

La importancia del «moat» empresarial
Comentarios