miércoles. 08.02.2023
                      Los alumnos y alumnas que participan en el proyecto, junto a su tutora y personal del Ayuntamiento. DL
Los alumnos y alumnas que participan en el proyecto, junto a su tutora y personal del Ayuntamiento. DL

«El Llar de los rapacines» es un proyecto que forma parte de la iniciativa Aula Empresa, impulsada por la Consejería de Educación de la Junta de Castilla y León, con el objetivo de potenciar el espíritu emprendedor del alumnado de Formación Profesional e inspirar la creación de nuevas iniciativas empresariales que favorezcan el crecimiento económico de la región.

El CIFP Virgen del Buen Suceso participa en este programa con tres proyectos y El Llar de los rapacines es el primero que se ha puesto en marcha con una reunión entre los 61 alumnos y alumnas que trabajan en él, su tutora y personal técnico del Ayuntamiento de La Robla. En el encuentro se han abordado cuestiones como: impuestos, licencias, disposición de terrenos y legislación y normativa urbanística local y regional.

El objetivo del proyecto, en el que colaboran siete empresas locales, es volver a poblar a todos los pueblos que conforman el municipio de La Robla y convertirlos en un referente vacacional familiar, mediante una oferta de alojamientos y experiencias relacionadas con el rico entorno natural de la región. Este municipio se convertirá en un gran parque temático.

La población de La Robla será el punto neurálgico de todo este macroproyecto, que se realizará en varias fases. Desde aquí partirán las actividades ubicadas en cada uno de los pueblos. Contará con un hotel – balneario ubicado en un edificio ya existente en La Robla, que será acondicionado; al igual que todas las viviendas que funcionarán como alojamientos, pensiones u hoteles rurales.

La pretensión es hacerse con la propiedad de esas casas y bajos comerciales, pero también se contempla la edificación nueva, respetando las estructuras típicas de los pueblos de montaña.

El Llar de los rapacines es un proyecto empresarial social innovador, ya que incentiva el espíritu emprendedor y creativo del alumnado, acercándole más a la generación de empleo. Esta primera, de las cuatro fases de las que consta el proyecto, tiene una dotación presupuestaria de 3.000 euros y se calcula que cuando esté completamente operativo genere en torno a 5.000 empleos.

Además de la colaboración entre los ciclos de Soldadura, Construcciones Metálicas, Electricidad e Informática del Centro, dirigido por Alfa Formación y Grupo Aspasia, el alumnado, se verá beneficiado del contacto directo con empresas y, de este modo, tendrán una formación más completa sobre las competencias demandadas por el mercado laboral.

Un proyecto de FP de La Robla, premiado por el Aula Empresa
Comentarios