lunes 24/1/22
Los 11 tripulantes del buque fueron detenidos

La policía incauta 2,5 toneladas de cocaína en el puerto de Gijón

La Policía detuvo en el puerto de Gijón a once tripulantes del buque panameño «Romios Panamá», en el que durante la mañana de ayer se halló un alijo de cocaína de 2,5 toneladas en un doble fondo, den
Las 2,5 toneladas de cocaína incautadas estaban en un doble fondo del barco, dividas 40 en fardos
Efectivos del Cuerpo Nacional de Policía de Oviedo, Gijón y Madrid retomaron a primera hora de ayer la búsqueda del cargamento de drogas en el interior del buque, después de que el primer intento realizado el lunes con perros adiestrados resultara infructuoso. La operación se saldó con once detenidos, uno de ellos alemán y el resto venezolanos. La policía encontró 40 fardos de cocaína en el barco venezolano procedente de Hamburgo, que estaba amarrado en el puerto gijonés de El Musel. La inspección se vio dificultada por el tamaño del buque, de 80 metros de eslora y 1.700 toneladas de peso muerto, según informaron fuentes policiales. La travesía del carguero estaba siendo seguida por las fuerzas de seguridad y la entrada al puerto de Gijón agudizó las sospechas, porque el navío no tenía previsto realizar ninguna tarea de carga o descarga en esta terminal marítima. Las autoridades portuarias retuvieron el buque en los muelles de la Osa, donde atracó, con la excusa de realizar una inspección técnica de rutina, para ganar tiempo hasta que llegara la orden del juez. La cocaína incautada tiene una pureza de un 90% y era transportada en 40 fardos marcados con la letra K, logotipo que supuestamente identifica la procedencia de la droga, presuntamente colombiana, según informaron fuentes policales. El barco registrado, de bandera panameña, se dedicaba oficialmente al transporte de chatarra. La delegadada del Gobierno, Mercedes Fernández, expresó satisfacción por la profesionalidad y discrección «abnegada» de la policía en Asturias y Madrid en este trabajo. Por su parte, el ministro de Interior, Ángel Acebes, señaló ayer que la operación antidroga permanece abierta, y no descartó que se puedan producir más detenciones en otros puntos del país. En conferencia de prensa, Acebes confirmó que la sustancia estupefaciente incautada era cocaína y calificó el alijo de «muy importante», por lo que alabó el resultado de esta operación, en la que han cooperado la Jefatura Superior de Policía de Madrid, la de Asturias y la Unidad de Delincuencia y Crimen Organizado (Udyco), y que consideró una prueba de «profesionalidad y eficacia». Por último, Acebes indicó que esta operación se enmarca en el Plan de Lucha contra la Delincuencia.

La policía incauta 2,5 toneladas de cocaína en el puerto de Gijón
Comentarios