sábado 24/7/21

Editorial | La precariedad del Hospital El Bierzo asoma de nuevo en otro servicio

Las reiteradas quejas por la falta de estabilidad en los servicios del Hospital El Bierzo vuelven a probar su razón ante los problemas que surgen ahora en Cardiología. Las carencias materiales y humanas ponen en entredicho la atención de un centro sanitario del que depende una buena parte de la provincia de León. Parece entendible que se exija un plan de choque real, una puesta a cero del Hospital para determinar cuáles son esas carencias y cuáles las fórmulas para poder darles una respuesta eficaz. La atención sanitaria es un pilar fundamental del Estado de Bienestar y parece factible afirmar que algo se está haciendo mal en este centro sanitario cuando surgen constantemente problemas de gestión e insuficiencias en la atención.

La sociedad berciana difícilmente puede entender que un conflicto como éste se mantenga de un modo endémico para que de manera reiterada el sistema se quiebre y exhiba su precariedad en distintos frentes. Las quejas son lógicas y requieren una repuesta eficaz y urgente. No llega sólo con aludir a los problemas estructuras que sufre la sanidad pública en su conjunto nacional o autonómico. Si en otros lugares y en otros hospitales se consiguen soluciones, parece que El Bierzo se merece, como mínimo, unas condiciones equiparables.

Editorial | La precariedad del Hospital El Bierzo asoma de nuevo en otro servicio