viernes 13.12.2019
LOS ESCANDALOSOS SUELDOS DE LOS POLÍTICOS EN LAS CAJAS | UN BERCIANO EN LA PICOTA DE LAS GRANDES RETRIBUCIONES

Medio millón de euros por la izquierda

El villafranquino José Antonio Moral Santín es el consejero político de las cajas que más gana del país. El año pasado cobró en Bankia 526.000 euros como vocal de IU, coalición en la que ha hecho carrera.
Medio millón de euros por la izquierda

El flamante chalé de José Antonio Moral Santín en el paraje del Cotelo, muy cerca del castillo de los Halffter en Villafranca del Bierzo, llama la atención por su aire de búnker. Pero no delata realmente que su propietario gane medio millón de euros de sueldo anual como consejero de Bankia, la entidad que preside Rodrigo Rato. Tal vez la nueva residencia del vocal político que más dinero percibe en gratificaciones de todas las cajas españolas pudiera resultar algo más ostentosa. Aunque exteriormente no está nada mal. Desde luego no chirría tanto en esa zona residencial de clase acomodada a las afueras de la pequeña Compostela como la retribución de 526.000 euros que Moral Santín cobra en virtud de su representación «florero» como histórico diputado de IU en la Asamblea de Madrid y aún más si se contrapone con los postulados ideológicos que la coalición de izquierdas defiende ante la sucesión de escándalos surgidos al hilo de la difusión de los sueldos de consejeros y directivos de las entidades cajeras de toda España.

La discreción con la que el político villafranquino ha maniobrado siempre durante los últimos cuarenta años, desde que en 1968 desembarcara en Madrid para iniciar sus estudios universitarios, ha saltado por los aires en los medios de comunicación de ámbito nacional al conocerse su «sueldazo». A través de su militancia comunista de base, José Antonio Moral Santín, de 62 años, ha escalado desde la presidencia de Telemadrid en los 90 a través de las cúspides de Caja Madrid —entidad que llegó a presidir efímeramente en el 2009 por una indisposición de Miguel Blesa— y también por los consejos de la Corporación Financiera de la Caja, Mapfre o Mapfre América.

Su formación y vocación académica como licenciado en Ciencias Políticas y Económica de la Complutense, doctor en Ciencias Políticas y Económicas y catedrático de Economía Aplicada también le han llevado a participar con gran protagonismo en el desembarco en España de una de las instituciones formativas más prestigiosas del mundo, la London School of Economics an Political Science.

Nada sin embargo tan llamativo en el desigualitario panorama económico actual como la suma de los 526.000 euros al año que le convierten en el político estrella del 2011 en nómina de los consejos de entidades de crédito. El vocal berciano de Bankia percibió el pasado ejercicio 278.000 euros del Banco Financiero y de Ahorros (BFA) y otros 231.000 de Bankia. Además, añadió otros 17.000 euros de Caja Madrid antes de incorporarse al BFA.

La cantidad quintuplica la que gana el presidente del Gobierno. Con Moral Santín sólo rivaliza en el PSOE el que fuera ministro de Relaciones con las Cortes con González, Virgilio Zapatero, que aparece en el ranking con un sueldo de 421.000 euros, y luego el ex alcalde de Castellón, Antonio Tirado, que percibió 409.000 euros. La cotejación a esa escala resultará un pobre consuelo para el común de los mortales. Pero muy especialmente para los compañeros del berciano en la cúpula de IU, extenuada de denunciar las implicaciones incluso penales de los consejeros que se han enriquecido brutalmente con los fondos públicos destinados a muchas cajas en estado.

El coordinador de IU y portavoz en las Cortes de Castilla y León, José María González, es uno de los adalides de ese movimiento hipercrítico hasta el punto de pedir la intervención directa de la Fiscalía. Y ratifica que esa debe ser la senda a seguir en el caso de Moral Santín aunque sea un destacado correligionario.

En la cúspide de Bankia también resalta otro berciano. El ponferradino Miguel Crespo es secretario no consejero de su principal órgano de gobierno. Crespo, de 49 años, posee un amplio curriculum ligado al PP. Fue subsecretario de Estado de Turismo del último Gobierno Aznar. Es abogado del Estado, dirigió el Servicio Jurídico del Gobierno en el País Vasco y, lo más importante de todo, fue asesor de Rato en la vicepresidencia segunda del Ejecutivo.

Medio millón de euros por la izquierda