jueves. 07.07.2022

El Consejo Consultivo de Castilla y León ha elaborado un informe sobre el impacto que puede tener la elaboración de las leyes sobre el objetivo de luchar contra la despoblación que afecta a la Comunidad y que este martes ha entregado al presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco.

Sin aportar detalles en sendos comunicados enviados por la Junta y el Consultivo sobre esta herramienta, el órgano presidido por Agustín Sánchez de Vega ha considerado que se trata de una «iniciativa nueva destinada a que el Gobierno regional disponga de una útil herramienta en la elaboración de las normas que le permita evaluar las consecuencias favorables de éstas para hacer frente a la despoblación».

El presidente del Consejo Consultivo también ha entregado al presidente de la Junta la propuesta de una nueva Ley del Consejo Consultivo, con la que pretenden «mejorar el funcionamiento integrado» de los dos órganos integrados en esta entidad: el propio órgano y el Tribunal Administrativo de Recursos Contractuales (TARCCyL).

«Reforzará la autonomía e independencia de la institución y reafirmará la condición del Consejo como superior órgano consultivo de la Comunidad, tal y como lo define el Estatuto de Autonomía», ha remarcado el comunicado de ambas instituciones.

La propuesta de reforma de esta ley reguladora ha sido respaldada por todos los consejeros.

El Consultivo ofrece un modo para que las leyes sirvan contra la despoblación