sábado 31/10/20

Cultura reconoce el talento de Chano Domínguez

«Muy emocionado», el pianista Chano Domínguez recibía ayer la concesión del Premio Nacional de Músicas Actuales 2020 por, entre otras cosas, haber sido «uno de los más grandes representantes del jazz-flamenco», algo que comenzó como un «juego» pero sin garantías de que el mundo lo entendiera.

«En mis inicios pensaba que los del jazz me iban a crucificar... y los del flamenco también», ha reconocido con humor este músico en una charla con Efe pocos minutos después de recibir la llamada del Ministerio de Cultura para confirmarle la noticia de que toma el relevo a La Mala Rodríguez, otra artista dada a la fusión. Domínguez (Cádiz, 1960), que se inició en la música prendido a una guitarra flamenca (de hecho cita a Paco de Lucía y su Entre dos aguas como una especie de revelación), dio el salto al ámbito jazzístico en los años 80 con el grupo Hiscadix y poco a poco consolidó el camino del mestizaje entre estos dos mundos. Como músico de Cádiz, yo siempre he mezclado lo de mi tierra con lo que venía de fuera, al principio como un juego, de manera muy natural, gozando con las claves rítmicas con las que me siento muy a gusto y después con las armonías y lenguaje de la música creativa e improvisada», cuenta. Tomaba así piezas de la música popular, como La Tarara o El toro y la luna, y las hacía muy jazzísticas, «en clave de trío como lo hubiese hecho Bill Evans», o cogía prestado la estructura del blues americano para ponerlo «bajo la rítmica del compás de bulerías».

Cultura reconoce el talento de Chano Domínguez
Comentarios