domingo. 14.08.2022
Sala de control de la Policía Local

León invierte 250.000 € en su ‘Gran Hermano’ de vigilancia con cámaras para toda la ciudad

La sala de transmisiones de la Policía Local se renovará para mejorar la gestión de las 63 dispositivos de control
Los equipos de la sala de control, instalada en el las dependencias del cuartel del CHF, se renovarán por completo. RAMIRO
Los equipos de la sala de control, instalada en el las dependencias del cuartel del CHF, se renovarán por completo. RAMIRO

Entonces, se vendía como una instalación puntera para un cuerpo municipal. Pero 15 años después, la sala de control de la Policía Local se ha quedado con «un sistema de monitores obsoleto y que carece de repuestos en el mercado». La sentencia avala la inversión de 250.000 euros que hará el Ayuntamiento de León en el cuartel del Colegio de Huérfanos Ferroviarios (CHF), donde se asienta el centro de vigilancia desde el que se centraliza el Gran Hermano de León: 12 pantallas de 55 pulgadas colocadas en un mural de cuatro columnas y tres filas para conformar una sola imagen de 4,8 metros de base y 2,05 metros de altura o multiplicarla, más otra adicional de 70 pulgadas, en la que se centralizarán las 63 cámaras de vigilancia, observación y multas. Desde aquí se unificarán todos los dispositivos de captación de imágenes, a los que se sumarán dentro de unos meses las 100 cámaras a mayores con capacidad para multar que definirán el acceso a los diferentes anillos de la zona de bajas emisiones, encargadas con una factura de 383.288 euros por parte del alcalde, pese a su compromiso de que «en principio» no se restringirá el acceso de vehículos en función de su antigüedad y su combustible.

El contrato sustenta «la renovación de los monitores de videowall de la sala de transmisiones de la Policía Local y de refuerzo en los laterales por una nueva tecnología basada en leds de bajo consumo y con una calidad de imagen full HD», como se recoge en el documento. La nueva tecnología persigue asegurar «una vida útil de aproximadamente 80.000 horas de vida, equivalente a unos 9 años de duración sin mantenimiento recurrente, incluido el cambio del controlador de video existente para el manejo de este nuevo sistema de imagen, así como las consolas, mobiliario y equipos de control de los puestos de operadores de policía», como se abunda en el pliego de condiciones.

El sistema integrará «todos los sistemas actuales de videovigilancia, grabación, movilidad y gestión del tráfico existentes en la sala de control de León», como se especifica. El apunte abarca a las 14 cámaras repartidas por los puntos de mayor circulación de vehículos, las 23 de videovigilancia en el casco histórico, las 13 de lectura de matrículas de acceso al área peatonal de la ciudad antigua, las 4 de los semáforos de fotorrojo y el radar. A mayores, cuando se pongan en funcionamiento, entrarán el centenar dispuestas para la zona de bajas emisiones, preparadas para contabilizar la afluencia, examinar si están dentro de la base de datos de permitidos para entrar y clasificar si es «parado, lento, congestión, normal, ocupación o separación».

La inversión se alimenta del remanente de tesorería del ejercicio 2021, en el que el equipo de Diez dejó sin gastar 28,2 millones de euros. Esta bolsa, en la que se anotan proyectos comprometidos con gasto finalista y partidas sin definir, aporta un hueco para los 250.000 euros de tipo máximo de licitación que se justifican como «absolutamente necesarios para aumentar la calidad de los componentes del videowall», el mural de pantallas, «hasta la última tecnología existente». El sistema permitirá mejorar «el controlador de video actual a una nueva tecnología que permita la gestión de múltiples sistemas de captura de señales de video y su proyección en una gran variedad de monitores, con la posibilidad de sumar más cubos al escenario actual» o con la inclusión de «nuevas salas de proyección en distintas localizaciones del edificio».

León invierte 250.000 € en su ‘Gran Hermano’ de vigilancia con cámaras para toda la ciudad
Comentarios