domingo. 03.07.2022
Investigación en Villablino

Arturo González achaca a un litigio por una nave la denuncia por agresión

Su abogado no ha recibido ninguna citación contra González aunque el presunto agresor afirma tener identificado a su denunciante El letrado de la familia defiende que Jonathan González ha adquirido de forma legal las fincas del polígono 6 que le reclama la Sociedad de tiro
                      MARCIANO PÉREZ
Finca del polígono 6 en la que se encuentran algunas de las parcelas reclamadas. MARCIANO PÉREZ

Arturo González Barbón, suegro del alcalde de Villablino, explicó el jueves en su domicilio que la persona que le acusa de haberle agredido es un ganadero al que el Ayuntamiento no dejó construir una nave para las vacas. «Este recurrió al Contencioso y perdió», dice. «Nosotros tenemos unas fincas al lado de las suyas y él quiere adueñarse de ellas para construir su nave porque dice que no son nuestras», añade Arturo González Barbón, quien asegura que «todo el mundo sabe que fue él. Yo nunca le vi ni nada. Nunca en la vida pegué a nadie».

Por su parte, su abogado, Aníbal Fernández Domínguez, aseguraba ayer mismo que su cliente no ha sido citado por ningún juzgado para declarar por agresión y que Arturo González sólo tiene conocimiento indirecto de la denuncia. «Este señor se dedicó a decirlo por Villablino, que le había pegado y le iba a denunciar». El letrado de la persona presuntamente agredida por este vecino de Villablino, Jorge Acero, ha manifestado que la denuncia se presentó aunque aún no ha sido tramitada, por lo que desconoce cuáles son las diligencias del Juzgado y considera «poco probable» que ni Arturo González ni su abogado conozcan la identidad de su defendido.

Litigio

Varios vecinos demandaron en el juzgado de Villablino por la usurpación de fincas

Además, Aníbal Fernández manifiesta que la supuesta víctima de la agresión es copropietario de las fincas que la sociedad del campo de tiro le reclama a Jonathan González Álvarez, hijo de Arturo González Barbón, y que se encuentran en el polígono 6.

En este caso, el letrado certifica que Jonathan González Barbón tampoco ha recibido ninguna denuncia ni ha sido citado a declarar y asegura que éste tiene doce fincas en el polígono 6 y tres en el polígono 7. «Son muy pequeñitas la mayoría de ellas», dice. Fernández Domínguez detalla el modo de adquisición de cada una de ellas. «Hay un caso muy llamativo, en el que se acusa a Jonathan González de actuar con malas artes y no sé cuántas cosas y es una finca que mi cliente adquirió con un documentoprivado y abrió un expediente de dominio para inscribirla en el registro. En la finca 2415 del polígono 6». El abogado explica que durante tres o cuatro años, su cliente alquiló la finca para pastos al Casino de Laciana, que luego se la vendió por 3.000 euros en abril de 2020. «Consta en la contabilidad del Casino de Laciana», asevera. En disputa hay siete fincas en el polígono 6, afirma Aníbal Fernández, quien asegura además que los padres de Jonathan González le vendieron otras dos —la 2419 y 2420— en mayo de 2020, fincas que acreditaron con escritura de compraventa.

Asimismo, subraya que un matrimonio que había sido propietario de la sociedad del campo de tiro donó a Jonathan González una treinteava parte de once fincas el 22 de diciembre de 2020.

La última finca en litigio es la 2408, que una propietaria le vendió a su cliente con una escritura de compraventa. Aníbal Fernández lamenta que los socios del campo de tiro no hayan ejercitado ninguna de las acciones que contempla la ley española para proteger a los propietarios. «Además, tiene otras tres fincas en el polígono 6 que no tienen nada que ver con la sociedad del campo de tiro. Se trata de la 2401, la 2407 y la 2412, fincas cuyo expediente de dominio está en marcha», señala.

El comienzo de la polémica

A principios de 2021, varios vecinos interpusieron una demanda en el juzgado de Villablino por la «ocupación y usurpación» de cuatro parcelas antiguamente dedicadas al tiro al plato deportivo en el paraje de Quiñones del Rey y Val de Abedul en Sosas de Laciana. Si bien ninguno de los afectados ha querido hacer declaraciones, un documento recoge que las personas a las que responsabilizan son Jonathan González Álvarez, cuñado del alcalde, con sus padres, Arturo González Barbón, Emilia Álvarez Arias y el hermano del regidor, Rubén Rivas López, así como la colaboración de las Notarías de Villablino y Fabero.

                      Imágenes del paraje en el que presuntamente un vecino de Laciana fue agredido por Arturo González Barbón y, en la imagen inferior, finca del polígono 6 en la que se encuentran algunas de las parcelas reclamadas

Imagen del lugar en el que presuntamente tuvo lugar la agresión. MARCIANO PÉREZ

El documento destaca que en los años 80 la sociedad deportiva Tiro Laciana adquirió una serie de fincas en el paraje Sosas de Laciana denominado Quiñones del Rey y Val de Abedul pertenecientes al Ayuntamiento de Villablino, todas ellas del polígono 6 para hacer un campo de tiro al plato, campo que se llevó a cabo en la década de los 80 y 90. Dichas fincas se adquirieron por contratos de compraventa con los propietarios de las mismas ante notario y se encuentran, sin registrar, a nombre de la sociedad.

La ausencia de registro se debe, según se destaca en el documento, a la falta de títulos previos por parte de los vendedores en su día o a la ausencia de registro de estos para llevar a cabo el registro de cada una de las parcelas. «En septiembre del año 2020 informan de que una máquina retroexcavadora está colocando postes de madera por medio de la campa del Campo de Tiro por lo que automáticamente llamo a Jonathan para decirle que esos terrenos son de una sociedad. (...)

Tras conversar con Jonathan y su padre Arturo vienen a decirle que eso era de ellos, que lo habían comprado, escriturado y registrado. Con fecha 13/11/2020 solicitamos nota simple al registro número 2 de Ponferrada de las 15 parcelas adquiridas en los años 80. De las notas simples se extrae que las parcelas se encuentran registradas a nombre de Jonathan González Álvarez con fecha 13/5/2020. Las tres primeras parcelas ante la Notaría de Villablino y la última ante la notario de Fabero Clara Isabel Sánchez Tenajas».

Arturo González achaca a un litigio por una nave la denuncia por agresión
Comentarios