jueves 26/5/22

De momento, la situación agronómica del campo es positiva, según señaló ayer Asaja. «Aunque el año hidrológico es escaso, por ahora no se acusa sequía, y los pantanos, salvo el de Villameca, podrán afrontar las necesidades de la campaña de riego», explica el sindicato agrario, que destaca que las labores se están haciendo «con normalidad, centradas en las siembras de cultivos de primavera como el girasol, el maíz, la remolacha, las patatas, y más tarde las alubias».

Por otra parte, las heladas de los primeros días de abril han ocasionado pérdidas masivas en los cerezos, «y pérdidas también importantes —que habrá que evaluar más adelante— en los frutales de pepita, que mayoritariamente están en la comarca de El Bierzo».

Los embalses de la cuenca del Duero en León estaban ayer al 84,8 por ciento de su capacidad, ligeramente por encima de la media de los diez últimos años tras recibir 22 hectómetros cúbicos por las precipitaciones y el deshielo de los últimos días.

Con casi el 60 por ciento de su volumen, la situación de Villameca ha mejorado, aunque no lo suficiente para atender las demandas. Riaño se encuentra al 87,6 por ciento y el Porma al 86,9. Ambos por encima de la media de los diez últimos años aunque y Riaño, concretamente, mejor que el año pasado por estas mismas fechas. Barrios de Luna, por su parte, está al 78%, aunque lejos de la media habitual.

Normalidad en las siembras ante un año escaso de agua pero sin sequía
Comentarios